En un mundo donde la tecnología se convirtió en algo básico para el desarrollo de cualquier economía, la industria del software ha alcanzado una posición de privilegio clave en la mayoría de los países, debido a que, cada día, los procesos más importantes de las organizaciones y su supervivencia dependen del funcionamiento del software. Conversamos con Hermón Alfaro, de profesión Ingeniero Informático, y expositor de nuestro Webinar La calidad del software: Oportunidades y desafíos, organizado por el Área de Informática de CIISA, quien nos comenta su gran pasión por lo que hace, particularmente en su especialidad de la calidad de software, tanto es así que 2011 generó un emprendimiento en esta materia y actualmente se dedica a prestar servicios que apoyan a las empresas para una adecuada internalización de la calidad en sus productos y procesos de software.

¿Cuáles fueron los objetivos del Webinar?

Se consideraron dos objetivos, el primero era sensibilizar a la audiencia en la importancia que tenemos como profesionales de TI en las soluciones de software que entregamos a las comunidades usuarias, y el segundo fue presentar caminos actuales y futuros para los profesionales que quieran “abrazar” la disciplina del Aseguramiento de Calidad de Software.

Hermón Alfaro Fuentes.

¿Cómo cree que contribuyó la actividad en el proceso formativo de nuestros estudiantes y en su inserción laboral?

En general la disciplina de la calidad de software aún no está internalizada de manera eficiente en nuestros procesos de industrias, y una de las razones es que falta profundidad en los procesos formativos, por lo tanto, espero que el webinar haya abierto los espacios de reflexión no solo a los estudiantes, sino a tod@s los que estuvieron presentes.

¿Piensa que la industria del software alcanzó una posición de privilegio clave en la mayoría de los países?

Desde un tiempo hasta esta parte la industria del software es clave en el crecimiento de cualquier país, pero los costos de las soluciones de software aún no tienen los niveles de eficiencia requeridos. Actualmente, es posible observar costos de calidad y no calidad muy alta. 

¿Cómo visualiza la industria del software nacional v/s la internacional?

La industria del software nacional está muy equiparada con la internacional. Tenemos buena tecnología y excelentes profesionales. Creo que, en los procesos, incluidos los procesos de calidad, estamos al debe y es donde podríamos sentar diferencias a nuestro favor en términos de obtener mejores niveles de eficiencias.

En esta materia ¿Cuáles serían las oportunidades y desafíos que considera la industria?

Las oportunidades vienen de la mano de las nuevas oportunidades de negocios que se generan en el país y en el extranjero, esto significa que podemos ser un buen lugar para que se produzca el apalancamiento tecnológico necesario para que estas ideas de negocios prosperen.

El desafío desde mi experiencia, es el impulso que debemos dar en torno a trabajar con calidad, ojalá incluida de manera natural (puertas de calidad automatizada) en los productos de software que materializamos

¿Cómo ve el rol de las mujeres en el campo informático?

Indudablemente no tenemos diferencias, por lo tanto, la brecha actual de mujeres en este sector debería tender al equilibrio. Desde mi experiencia, los grandes equipos en que he trabajado se han conformado por mujeres y hombres, existiendo una igualdad en todo lo que significa capacidades analíticas, de ejecución y de gestión.

¿Qué tips podría transmitir a los futuros profesionales que optan por área informática y cuáles son las claves para insertarse de buena forma en este sector?

Lo primero es enamorarse de su futura profesión, para esto hay que entender que el amor puede ocurrir con el tiempo, esto significa que si en el proceso de estudio puede generarse dudas respecto a sí me gusta o no, de igual manera, darse la oportunidad de conocerla más, pero intentando enamorarse en cada momento.

Lo segundo, es entender que el abrazar una profesión significa estar continuamente actualizado, y esto ocurre desde el principio, es decir, adicional a los estudios de pregrado ver la posibilidad de asignar tiempo para conocer alguna práctica o alguna herramienta que le permita ir especializando algún conocimiento. Así podrá en su futuro profesional insertarse de mejor manera en el campo laboral, luego podrá ir escalando en su vida laboral con mejores expectativas incluyendo obviamente lo salarial.